29 ene. 2009

EL LAMENTO DE ADÁN

Se lamentaba Adán al oler una manzana. Fuiste fruta prohibida, el ombligo de Eva quedó tatuado entre tu piel curvada y cadenciosa. Mujer nacida del árbol de la vida. Vuelve sus ojos y su voz en lontananza. Quiere morderla, saborearla. Pero sus viejas encías ya no tienen dientes.

12 comentarios:

Monelle/Carmen dijo...

Tan delicioso como la manzana que porta Eva y ofrece a Adan. Me gustó mucho este micro. Felicidades Sonia. Besos.
Carmen

esteban lob dijo...

¡ Y para colmo en esos tiempos ni había prótesis!...tampoco dentistas que atendieran por Fonasa.

Saludos.

Sonia Antonella dijo...

Gracias monelle,tan tierna ella...

besitosssss

soni

Sonia Antonella dijo...

Válgame! Esteban,los dentistas atienden por fonasa? tendré que cambiarme de isapre.
jejejejej

Gracias!
soni

Simetha dijo...

Todo tiene su tiempo y a este Adam le llego la hora de lamentar no haber cuidado sus dientes :) me has hecho reir soni, gracias. Dejo saludos.

Alles Liebe
^^(°°)^^

Sonia Antonella dijo...

Madre de Dios!

Titiyo!!!! sisisisis que rico tenerte aquí,poetisa.


Gracias

besitossssss

Mª Ángeles dijo...

Yo pensaba que Adán no conocía ese tipo de prácticas, pero el relato es muy lindo.
Saludos

Balteu dijo...

Siempre le quedaran a Adán, los sentidos y la inteligencia, para disfrutarla aún a pesar de no poder morderla. A veces, no es necesario morder para saborear, como ahora mismo saboreo tu micro, Sonia Antonella.

Un bico.

Dante dijo...

Hay que aprovechar entonces mientras hay dientes, jaj. Besazo, corazón.

http://GREGOTD.blogspot.com dijo...

Humor fino, el de este micro. Suerte que ahora hay dentistas.

Muy bueno, Sonia.

Un beso.

Anónimo dijo...

A cortar, lamer y chupar, porque si es de morder se quedará con las ganas... Me encantó este micro y el triste humor que lo impregna. Felicidades Soni.
Luis G. (Fulmine)

Anónimo dijo...

necesidad de comprobar:)