1 may. 2009

SUBREPTRICIOS

Con las tenues miradas ocultadas
se atan el corazón y la palabra.
Tejiendo un sol en un abracadabra,
en un blanco cuaderno, inventadas.


Y manifestándose en nuestros sueños,
y con las mágicas fábulas de hadas,
se buscan las almas desesperadas
en reverdecidos brotes pequeños.


Esperando siempre, siempre esperando,
para poder encontrar, los amantes,
un sendero libre y siempre buscando,


el agua, en el ocaso y en la duna
para calmar la sed y los semblantes
ocultos, en la zaga de la luna.

6 comentarios:

Manel Aljama dijo...

AMOR y DESEO, con mayúsculas, pues van juntos en este poema. Soneto muy bonito y muy bien compuesto. No le faltan figuras como imágenes, metáforas y hasta una concatenación. Y también tiene una cadencia que le da musicalidad.

http://GREGOTD.blogspot.com dijo...

Es un soneto precioso, y perfecto en su composición; bien medido, bien rimado y bien cadenciado. Además, como es habitual en tus composiciones, pasas de la duna a la luna, con lo que el poema adquiere esa elevación que lo hace etéreo.

Te envío un beso.

Anónimo dijo...

Elegancia y distinción rezume, este hermoso y engalanado soneto.

Precioso como usted.

Un cordial saludo.

Un admirador.

Mª Ángeles dijo...

Esas palabras que brotan del corazon... son las mas lindas.
Esas palabras que, muchas veces rellenan un trozo de papel blanco y... no dicen nada.
Me encanta tu poesía.
Un besito

esteban lob dijo...

Con esas alas poéticas que te elevan por lo alto de las dunas y te hacen llegar a la luna, la verdad es que no te imagino debajo de un auto arreglando un desperfecto, como lo explicas en mi blog. Eres mujer múltiple, estimada amiga.

Cariños.

Sonia Antonella dijo...

Esteban:

jijji pos sì,aunque tù no creas...soy multiple y a veces,sòlo a veces... me inspiro!!
Gracias,por tu comenario.



besitos